Por qué no se cae la Torre de Pisa?

Por el 14 de Mayo de 2018

La Torre de Pisa durante muchos años fue estudiada por miles de ingenieros de todo el mundo. Un monumento que dá representación a la arquitectura románica y la más famosa por su gran inclinación.  La Torre de Pisa, de 58 metros de alto, tiene una inclinación de cuatro grados, lo que significa que hasta cuatro metros de la parte superior de no están directamente colocados sobre la base, sino «en vilo». A pesar de todo, la estructura ha sobrevivido a al menos cuatro grandes terremotos que han ocurrido en la zona desde el año 1280.

Una investigación liderada por investigadores de la Universidad de Bristol (Reino Unido) y presentada en la 16º Conferencia Europea de Ingeniería de Terremotos, ha propuesto una posible explicación a nuestra pregunta del título. Después de estudiar datos sísmicos, geotécnicos y estructurales, han concluido que lo que mantiene erguida a la Torre de Pisa es un proceso conocido como interacción dinámica suelo-estructura (DSSI en inglés), y que describe la relación entre cimientos y suelos cuando hay movimientos en el terreno.

“Irónicamente, el mismo suelo que causó la inestabilidad de la Torre y la llevó al límite del colapso es también el que ha ayudado a sobrevivir a esos eventos sísmiscos”, ha dicho en un comunicado George Mylonakis, líder de la investigación y científico de la Universidad de Bristol.

Según los ingenieros, la Torre de Pisa no entra en resonancia con el suelo durante los terremotos. Esto significa que su oscilación no coincide con el periodo de las vibraciones mecánicas de los temblores, lo que evita que se amplifique su movimiento.

Después de muchos trabajos a lo largo de los años, tal parece que la Torre de Pisa dejó de inclinarse desde hace una década –su inclinación estimada actual es de 3.9 grados–, y se estima que podrá sostenerse otros dos siglos más.

Datos importantes de la Torre de Pisa

Es muy raro pasar por la Torre de Pisa y no sacarse una foto “sosteniendo la torre”. La torre mide 58.35 metros y pesa 14.45 toneladas. Cuenta con 294 escalones y 7 campanas. Su construcción tardó casi 200 años; de 1173 a 1350. El arquitecto al quien le atribuyen su construcción es Bonano Pisano, pero aún hay debates al respecto, puesto que nunca se encontró algún escrito que lo comprobara. En 1990 la cerraron al público para hacerle reparaciones, pues había alcanzado una inclinación peligrosa. La reabrieron el 16 de junio de 2001. Entre las decoraciones a la entrada del Duomo se encuentra un lagarto en relieve que se cree que trae buena suerte, por lo cual los visitantes lo frotan. Su construcción permite una visión clara a kilómetros a la redonda, por lo cual fue utilizada como punto de vigilancia en la era medieval y renacentista.

Torre de Pisa, en Italia

Escrito por

Florencia López
Mi nombre es Florencia, soy columnista de Promociones Aéreas en Argentina. Tengo un vicio que se llama Viajar! Cuando puedo me pego una escapada por el Interior del hermoso país que tenemos. Durante 5 años viajé de mochilera por todo el mundo.